XI Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno


En la obra “Diplomacia Presidencial: Seguimiento a los Viajes Internacionales de Hugo Rafael Chávez Frías”, colección de ocho libros físicos disponibles únicamente en versión impresa y en idioma español, el lector encontrará detalles de cada una de las Cumbres Multilaterales en las que participó durante la ejecutoria de su política exterior.

Así, el autor aborda su actuación en la XI Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno, los días 23 y 24 de noviembre de 2001, en Lima, ciudad capital de la República del Perú, donde se reunieron los representantes de los veintiún (21) países miembros de habla española y portuguesa, en un evento que conducido por Alejandro Toledo, en su condición de anfitrión, contó con la participación de diecinueve (19) jefes de Estado y/o presidentes de gobierno, lográndose compromisos de acciones comunes en materia financiera y comercial, así como un pronunciamiento contra las políticas proteccionistas puestas en práctica por las economías más desarrolladas, instándolas a la apertura de sus mercados y a la reducción de las subvenciones a sus exportaciones. El presidente venezolano abogó para que en América Latina se plantease el establecimiento de una moneda única y de un Banco Central común para la región, haciendo referencia a la llamada zona del euro, mientras comparaba la situación regional latinoamericana con la adopción del euro en Europa y las funciones del Banco Central Europeo. Años más tarde, en 2008 los países del ALBA-TCP implementaban en sus transacciones comerciales un mecanismo de compensación, en sus respectivas monedas locales, teniendo como referencia el Sistema Único de Compensación Regional conocido por su acrónimo como “SUCRE”.

error: